El veganismo no es una secta, el veganismo no es sinónimo de espiritualidad.

Veganismo no es una secta

El veganismo es respeto. Se trata de reconocer que los no-humanos también son personas al estar dotados de sintiencia —puede leer sobre el significado de sintiencia en este enlace— igual que nosotros y por esta razón merecen ser respetados; siempre con el objetivo de abolir cualquier forma de explotación animal.

Nos preocupa la desinformación de algunas personas sobre el veganismo, tanto en personas veganas como en no-veganas causada por la falta de interés en la educación respecto al tema. Esto ha llevado a algunos grupos sociales a creer que al ser pertenecientes de algunas sectas que excluye de su alimentación productos de origen animal forman parte del veganismo y por lo tanto al movimiento de liberación animal, esto es erróneo. Existen diferentes tipos de sectas a nivel mundial que adoptan en su alimentación el consumo exclusivo de productos de origen vegetal y se confunden con lo que realmente es el veganismo, e intentan aprovechar el crecimiento del movimiento vegano para captar seguidores llegando a hacerles creer que pertenecen al movimiento de liberación animal con el solo hecho de no ingerir productos de origen animal. Ser vegano/a no se limita a una ingesta de alimentos de origen vegetal.

Vamos a tratar en este tema una secta en particular, la conocida Maestra Suprema” Ching Hai que cuenta con miles de seguidores a nivel mundial, cadenas de restaurantes aptos para personas veganas en todo el mundo incluyendo nuestro país, material impreso y digital, canal de televisión en múltiples idiomas, entre otros.

Ching Hai es una señora que se denomina maestra espiritual del método Quan Yin el cual fundó, y actualmente transmite sus mensajes en múltiples idiomas a nivel mundial. Según el sitio web de esta organización cuenta con más de 20,000 seguidores de diferentes países y es sostenida en base a las donaciones que realizan sus miembros.

En Costa Rica no es la excepción, encontramos grupos de seguidores de este movimiento que mantienen reuniones y cuentan con un espacio televisivo en su propio canal llamado SupremeMaster TV que transmite a nivel mundial vía satélite donde “educan” sobre lo que erróneamente consideran como “veganismo” y otros temas relacionados a su organización. Realizan ferias culinarias de alimentos de origen vegetal (mal llamadas ferias veganas), abren restaurantes temáticos y utilizan frases muy peculiares que los hace fácil de identificar “hazte vegano, haz la paz”, así como el uso del logo de la secta de la “Maestra Suprema”. 

En este texto citaremos extractos del libro titulado “La llave para la iluminación inmediata” escrito por la señora Ching Hai. Puede descargar el PDF en español en el siguiente enlace.

En la sección “La Maestra contesta preguntas” encontramos lo siguiente:

La pregunta iniciará con P y la respuesta con M tal como está escrito en la publicación original y fue una copia exacta de su traducción al español.

P: Aunque comer animales es matar seres vivientes, ¿No es también comer vegetales una forma de matar?

M: Comer plantas es también matar seres vivientes y por lo tanto también se crearán obstáculos kármicos; pero el efecto es mínimo.

Si practicamos el Método Quan Yin durante dos horas y media cada día, podemos borrar este efecto kármico. Como tenemos que comer para sobrevivir, escogemos la comida que tenga la menor consciencia y sufra lo menos posible.

Las plantas están compuestas de un 90% de agua, por lo que su nivel de consciencia es tan pequeño que casi no tienen sufrimiento. Además, cuando comemos vegetales no cortamos sus raíces, más bien ayudamos en su reproducción asexual al cortar sus ramas y hojas. Y el resultado final será de beneficio para la planta.

Por esa razón los horticultores dicen que hay que podar las plantas para que crezcan grandes y bellas. Esto es aún más evidente con las frutas. Cuando la fruta madura, atrae a la gente a comerla por su olor fragante, bellos colores y delicioso sabor. Así es como los árboles frutales cumplen su propósito de propagar su semilla en una amplia área. Si no las arrancamos y las comemos, se madurarán en exceso y caerán al suelo para podrirse, la semilla queda bajo la sombra del mismo árbol y el sol no le ayudará a germinar y morirá. Por lo que comer vegetales y frutas es una tendencia natural, que no les produce ningún sufrimiento.

P: La mayoría de las personas tiene la idea de que los vegetarianos son más bajos y delgados y los que comen carne son más altos y grandes. ¿Es eso correcto?

M: Los vegetarianos no son necesariamente más delgados y bajos. Si su dieta es equilibrada, también pueden ser altos y fuertes. Como pueden notarlo, todos los animales grandes, como los elefantes, las jirafas, los hipopótamos, el ganado, etc., comen sólo vegetales y frutas. Son más fuertes que los carnívoros, más mansos y beneficiosos para la humanidad. Los animales que comen carne son muy violentos y de poca utilidad para nosotros. Si los seres humanos comen muchos animales, ellos también serán afectados por los instintos y las cualidades de los animales. Las personas que comen carne no son necesariamente más altas y fuertes, pero su vida es más corta como promedio. Los esquimales casi en su totalidad se alimentan de carne, ¿acaso son altos y fuertes? ¿Viven una larga vida? Creo que esto lo pueden entender claramente.

P: ¿Está bien que un vegetariano coma pescado?

M: Está bien si quiere comer pescado. Pero si quiere ser vegetariano, el pescado no es un vegetal.

Es evidente como desinforma sobre conceptos que están más que claros cuando nos basamos en la lógica y la ciencia. En todos sus escritos hace una mezcla de conceptos alejados realmente de la esencia del veganismo. Incluso habla de vegetarianismo en sus respuestas pero en su libro anuncia:

  • Los beneficios de la dieta vegana.
  • Veganismo: La mejor solución ante la crisis mundial del agua.
  • Buenas noticias para los veganos.

“La Maestra Ching Hai acepta para la iniciación a personas de todas las formaciones y afiliaciones religiosas. Usted no tiene que cambiar su religión o sistema de creencias. No se le pedirá que se una a ninguna organización o que participe en nada que no esté de acuerdo con su presente estilo de vida. Sin embargo, se le pedirá que se haga vegano.” Página 72 del libro.

¿Pero qué es ser vegano/a para esta señora?

En sus publicaciones no encontramos más que recetas de origen vegetal, y textos donde indica que debemos abandonar el consumo de animales para salvar el planeta en el que vivimos.

“Criar animales para el consumo de carne tiene sus consecuencias. Esto conduce a la destrucción de las selvas tropicales, al aumento de la temperatura a nivel global, contaminación del agua, escasez de agua, desertización, mal uso de los recursos energéticos y hambre a nivel mundial. La utilización de la tierra, el agua, la energía y el esfuerzo humano para producir carne, no es una forma eficiente de utilizar los recursos de la tierra.” Página 83 del libro.

En este extracto evidenciamos como ella continúa dando estatus de propiedad a las personas no-humanas, alejándose de todo el concepto de veganismo e inculcando una idea completamente errónea y especista que contemplaría el uso de personas no-humanas para nuestros fines si no involucra un daño para el planeta que evidentemente llega a esa conclusión para salvar a nuestra propia especie.

Limita el veganismo a una dieta y a recetas utilizando un lenguaje propio de una persona con mentalidad especista.

No solo existe esta secta que incluye una alimentación de origen vegetal, existen decenas de sectas en el mundo que adoptan una alimentación estricta de origen vegetal por cuestiones espirituales, hasta ahí estaría bien, cada persona es libre de llevar su espiritualidad tal y como lo desee, creer en el ser o seres supremos que así tenga gusto; es una elección personal.

El problema radica cuando estas sectas intentan difundir el veganismo como un tema espiritual, del planeta, de salud o dieta. El veganismo no es una secta, no es una religión, no es sinónimo de espiritualidad, no es una dieta y no es un movimiento ecológico. Si tenemos como objetivo educar a las personas en el veganismo (lo que realmente es), buscar la liberación animal, su estatus de propiedad y la erradicación de la mentalidad especista en la sociedad.

En nuestro proyecto llamado Comunidad Vegana de Costa Rica queremos aclarar que no somos ni seremos jamás un movimiento religioso, sectario o espiritual, a como tampoco lo es una persona vegana; debemos ser claros y no confundir las preferencias personales de las personas con el veganismo.

Consideramos que no es correcto tergiversar la información científica y lógica para manipular a otras personas. El principal problema no solamente es que existirá una persona mal informada con conceptos prejuiciosos, sino que también difundirá el concepto a las demás personas, causando un daño al movimiento de la liberación animal; incluso algunas personas no-veganas podrían tachar el movimiento de liberación animal como una secta y sentir rechazo hacia el tema por este desconocimiento.

Debemos basarnos en la educación, en ser personas asertivas, en llevar mensajes en base a un razonamiento lógico, acorde con la ciencia, y difundir el veganismo como lo que es, un principio abolicionista sobre la explotación de los demás animales por parte de los humanos. No se deje engañar por grupos o personas que únicamente hablan de dieta, artes culinarias, y ecologismo.

Recuerde siempre, cualquier resultado positivo obtenido al adoptar el veganismo son beneficios extras en base a nuestra posición, pero nunca la motivación real para adoptarlo.

Recomendaciones: